Activo Corriente

Aquellos activos que pueden volverse líquidos en un plazo inferior a 12 meses. Ejemplo: créditos a corto plazo.