Renta Variable

Los instrumentos de renta variable no poseen un cronograma de pagos futuros conocidos al momento de la emisión. Las acciones y los bonos que tienen un cupón variable (que ajustan por inflación, por ejemplo) constituyen ejemplos de renta variable puesto que el inversor no conoce con anticipación la rentabilidad que obtendrá.